Dar ejemplo es, en mi opinión, una de las mejores maneras de conseguir que un equipo te siga. Aunque evidentemente no es la única.

De hecho en la mayoría de equipos de trabajo se puede ver como todas las personas se quedan hasta que la persona responsable se va. Imitan a esa persona, aunque por miedo al qué dirán. Sin embargo en empresas donde se marca la diferencia, si la persona responsable es creativa, asume riesgos y marca la diferencia. Es mucho más probable que el equipo haga lo mismo.

Este verano una familiar me explicaba el caso de su empresa y al quedarme con los ojos y boca abiertos me dijo: “Sí, así está el patio” . Me pareció el anti-ejemplo y pensé que tenía que compartir esta historia.

Un responsable de equipo que no da ejemplo destruye cualquier posibilidad de ser un equipo ganador.

Puedes ver el vídeo para conocer el “anti-ejemplo” de jefe:

Deseo que tengas una persona responsable de equipo que da ejemplo y si tú eres esa persona, empieza por ser el primero en hacer lo que pides al equipo.

Un saludo,

Beatriz

PD: Te agradezco que compartas en las redes sociales con los botones que hay debajo y me dejes un comentario sobre tu jefe.